Buscar
x Cerrar
Entretenimiento Guía Playboy Chicas Galerias Sexo y Erotismo Playboy se lee
x
PUBLICIDAD

EL MOMENTO EDDIE VEDDER

PUBLICIDAD

Hubo un momento Del Toro y The Shape of Water en aquella reunión. Nos habían invitado a celebrar la titulación de una chica de letras y en algún punto de la noche, todos hablaban de los pros y los contras de haber premiado al director mexicano y su cinta. De ahí, el tema saltó a las “cuotas” que pagaban los Oscars: la de género, la del feminismo, la de los negros, la de los personajes marginales, y ahora “la de lo mexicano”.

 

Entonces salió la frase que permite resumir todo lo que nos inconforma de los nominados y los ganadores: “Obvio, todos sabemos que el Oscar es político…” Aceptación general. Murmullos. Reclamos. Y a mí me vino a la mente algo que nadie había mencionado, pero que me brincó porque yo era el tipo de más edad en esa mesa llena de tragos medio vacíos, botellas de vino agonizantes y papas fritas.

Sí, hasta Eddie Vedder cantó”, dije. El instante posterior de la frase sólo siguió a cierta duda del resto de los asistentes. No me conocían y no los conocía, había un rango de máximo 10 años de diferencia, pero hoy eso parece la separación entre el Neolítico y el Paleolítico, aunque sólo se trate de la brecha entre haber grabado tus cassettes con música del radio y bajar una app de streaming.

 

PUBLICIDAD

 

Les dije que Eddie Vedder siempre hablaba contra la fama, había estado en el centro del grunge, estaba lleno de letras políticas, había grabado álbumes solistas criticando la sociedad y el glamour. Lo que más me había sorprendido de los Oscars no era la consagración hollywoodense de Guillermo Del Toro, sino ver a Vedder, el líder de Pearl Jam, en una gala global en Los Angeles, trajeado de negro, con la crema y nata de Hollywood.

“Sí, el Oscar es político”, dijo un cineasta en ciernes a mi alrededor, y luego todo se disipó. Comenzó la música. Yo pensé en “Society”, aquel himno en el soundtrack de Into the Wild, la hermosa película de Sean Penn donde un joven decide escapar de las apariencias de su vida burguesa en un viaje por el corazón rural de Estados Unidos que lo llevará hasta la gélida Alaska. “When you want more than you have/ You think you need/ And when you think more than you want/ Your thoughts begin to bleed”. Pensé en “Jeremy”, en “Do the evolution”, en otras canciones.

Pero no dije más. Un rato después empezó a sonar un reggaetón lento y me paré a bailar. Quizá yo también me estaba poniendo muy político en una celebración. Pero pensé en Eddie Vedder ahí solo, trajeado, homenajeando a Tom Petty, y me pregunté si ellos entenderían.

Por cierto, esta mañana, después de 5 años de silencio, Pearl Jam lanzó “Can´t deny me”, el primer adelanto de su próximo álbum, aludiendo a ciertas declaraciones de Donald Trump.

 

Por Adán Medellín

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Sigue leyendo
bandas de rock rusas Arkona
Bandas de rock rusas que debes conocer
Leer más
Lorenzo-Nardi-exóticas-diablitas
Se liberan las Exóticas Diablitas
Leer más
Mon Franko-sin-ti-fondo-blanco
El Pop electrónico y diverso de Mon Franko
Leer más