Buscar
x Cerrar
Entretenimiento Guía Playboy Chicas Galerias Sexo y Erotismo Playboy se lee
x
PUBLICIDAD

Kate del Castillo: “salgo completamente desnuda”

PUBLICIDAD

Kate del Castillo interpreta a Emilia Urquiza en Ingobernable, la serie original de Netflix que estrenó su segunda temporada. Dice que sufrió no haber podido grabar en México y que este thriller político muestra un país que no habíamos visto.

Cortesía Netflix

¿Se pactó desde un principio que habría Ingobernable 2?

Ingobernable tenía que estar muy mal o irnos muy mal para que no existiera segunda temporada, así que sí, de alguna forma ya estaba pactada. Yo estuve contratada por las dos primeras y esperamos a ver si habrá una tercera, que es lo que yo quisiera.

¿Cuál fue el reto para construir este personaje?

Uff, es un personaje que emocional y físicamente demanda muchísimo. Si no fuera así tampoco me gustaría hacerlo, porque no sería un reto, y así para qué lo haces. Es un personaje que todo el tiempo está arriba, y físicamente también, es agotador.

¿Qué ha sido lo más demandante?

Híjole. Las escenas con mi papá y las escenas de acción, porque hubo una donde existió una bomba y fue súper fuerte; también el manejo de armas, con esto me refiero a lo físico.

¿Y en lo emocional?

Todo lo que ella pasa y lucha para traer la paz y la justicia a México, porque es un discurso constante que nadie escucha y eso es agotador.

¿La frase “Strong is the new beautiful” aplica para Ingobernable?

¡Claro! Tiene mucho que ver con el personaje de Emilia Urquiza. Lo que pasa es que se nos ha categorizado que las mujeres bonitas son tontas, y las que son inteligentes son neuróticas o son unas bitches, pero siempre hay una connotación negativa para la mujer, ¡es increíble!

¿Emilia Urquiza es un personaje aspiracional?

A mí me gustaría ser Emilia, tener esa entereza y esa garra, bueno… no me gustaría vivir su situación, pero lo que tiene es que está tan decepcionada y tenía todas las herramientas porque era la primera dama. Tenía todo para poder cambiar un país con su marido y se le cayó todo por la corrupción de él. Además, le debe al pueblo de México.

¿Cómo defines este trabajo?

Es un thriller político, es ficción, pero refleja lo que es la sociedad mexicana. Mostramos un México como es, tal cual, y creo que eso es interesante para otros países, ver un México que no han visto.

¿Qué fue lo más difícil de grabar en Tepito?

Fue un reto de entrada que yo no pudiera ir a México, entonces la producción tuvo que arreglarlo. Yo no estuve ahí, pero me contaron que no es un lugar fácil, porque fue de “a ver, ¿qué van a hacer?, ¿es una telenovelita?”. Sin embargo, nos dieron oportunidad de grabar en el mero centro de Tepito, y después me tuvieron a mí en San Diego para la primera temporada.

Eso significa que apostaron por ti.

Ahora grabamos en Colombia y tuvimos dobles. Pero la verdad es que a nivel de producción sí se la jugaron por mí y tuvieron que hacer muchas cosas. En esta ocasión, no tanto porque estuvimos casi todos concentrados en Colombia.

¿Qué habrá de nuevo en Ingobernable 2?

En general, en la temporada 2 lo importante no es sólo la recuperación de María, sino que pasan cosas mucho más interesantes alrededor de su secuestro. Por ejemplo, el encontronazo de Emilia con la militar y el gobierno mexicano, pero con la mala cara que se abre con Emilia de “somos los malos”.

¿Se sumarán nuevos personajes?

Sí, y muy buenos, y uno de ellos es Luis Ernesto “El Güero” Franco, que hace un papel muy fuerte, protagónico o coprotagónico.

Argos, Epigmenio Ibarra y tú también te involucras como productora…

Para mí es muy importante tener voz y voto en algo que lleva mi nombre. Soy la que lleva en los hombros la carga de una serie tan importante, entonces también lo es que pueda dar mi voz y voto en los capítulos, en el cast y en todo lo que se pueda, porque aunque yo no tenga la última palabra se me toma mucho en cuenta y es algo que voy a agradecer siempre. Doy mis notas, las checan y se llevan a cabo.

¿Netflix es la nueva pantalla grande?

No lo había visto así, pero es cierto. Sí, la verdad Netflix es la nueva pantalla grande, y te lo digo como público, no como actriz. Yo veo películas en mi cama y en la sala y a la hora que yo quiero, y como yo quiero.

¿Dejaste de ir al cine?

Hace muchísimo que no voy al cine y está mal, porque el cine siempre será el cine y no será lo mismo verla en una pantalla chica que en una gigante, el sonido, comerte tus palomitas. Ojalá que nunca termine la fiesta de ir, sólo que yo no he tenido tiempo y entonces aprovecho para verlo cuando pueda como yo quiera.

¿Es un contraste muy grande realizar esta entrevista en Hollywood si estamos hablando de tele y no de cine?

Sí. Exacto. Pero estamos en Hollywood hablando de televisión porque lo que se hace es in-cre-í-ble: ya son películas, ya no le quita nada a las grandes producciones de Hollywood. Y el dineral que se invierte en las series es increíble.

¿Por qué los lectores de Playboy México deben fijarse en esta producción?

Me gustaría que hubiera ese morbo o curiosidad de saber qué sucede con esos personajes, porque aunque esté basado en ficción tiene mucho que ver con todos nosotros. A los americanos que la han visto les está interesando mucho porque están viendo un México que no habían visto, están aprendiendo mucho del país y además están aprendiendo español (risas), y está buenísimo. Me encantaría que vieran ese morbo de ver qué pasa con esta mujer. Además, hablando de Playboy, yo salgo desnuda completamente y de una manera tal, que me da una penita con Emilia Urquiza, porque es en una tortura horrible: la bañan con agua helada, es la humillación del personaje y eso es lo más triste.

Fotografía de Kurt Iswarienko/Netflix

¿Cuál es la parte más desagradable de interpretar a Emilia Urquiza?

¡Híjole! Es que no hay ninguna parte que no me guste de ser Emilia, pero tal vez en la primera temporada sí. La sufrí mucho porque era un constante compararme con ella, porque lo que estaba viviendo… yo también lo vivía, y no estaba todavía lista para que no me afectara. No me gusta la parte donde se supone que está en Los Pinos, porque se tiene que poner tacones y arreglarse, pero cuando está de guerrera en Tepito me encanta, porque es bien cómodo (risas).

¿Cómo se mide la trascendencia de Ingobernable 2?

No tengo ni idea, acá no son ratings, creo que se llaman downloads, y Netflix tiene por póliza no decir nada y es horrible. Sí, los odio. Lo único que sí sé es que ha sido de las diez más vistas. Y lo sé porque yo hice un video para ellos agradeciendo, entonces quiere decir que estamos muy bien y por eso estamos haciendo una segunda temporada.

Como productora, ¿qué sigue?

A mí me encantaría que se hiciera una Ingobernable 3, porque creo que todavía hay mucho de la historia que contar, pero no lo sabremos hasta ver los resultados de la temporada 2 y que sea un éxito como quiero.

¿Qué estás viendo en Netflix?

Ahorita comencé a ver Ozark, que sí me gusta mucho. Y desde luego, House of Cards siempre ha sido de mis preferidas, y acabo de ver La casa de las flores y me divertí como enana, porque me parece que está genial. ¡Veo mucho Netflix!

Fotografía cortesía de Netflix

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
Sigue leyendo
10 datos que no sabías sobre “ROMA” de Alfonso Cuarón
Leer más
Wanderlust: poligamia y mucha masturbación en nueva serie de Netflix
Leer más
Emma-Stone-Maniac
El nuevo papel de Emma Stone nos volverá Maniacos
Leer más