Suscríbete:
martes, 25 de abril de 2017

CARLOS CHICKEN MUÑOZ: “VERBO MATA TODO”

Una chica le dijo: “te imaginaba más guapo”, pero el locutor se valió de su labia para hacerla cambiar de opinión. Hoy vive una relación feliz y plena. No es tan fiestero como parece ni reniega de un gusto culposo que no es tal: las canciones de Ricardo Arjona.

Por ARTURO J. FLORES @ARTUROELEDITOR

Fotografía de ROMÁN GÓMEZ @PLAYADURA

@carloschicken 106.5 Mix. Lunes a jueves 21:00 a 24:00 Horas

@carloschicken 106.5 Mix. Lunes a jueves 21:00 a 24:00 Horas

¿Qué tan esclavizante es la radio?

Menos de lo que se piensa. Sobre todo porque hago esto porque me apasiona y no lo veo como una chamba. Suena a cliché, pero no siento que trabajo cuando estoy trabajando. Aunque sí es una chamba en la que no te puedes enfermar, porque la gente te quiere escuchar como siempre: feliz, prendido.

¿Has tenido que transmitir en positivo aunque no te la estuvieras pasando bien?
Sí, puedo estarme “deschongando” con mi novia en los cortes comerciales y regresando al aire el show debe continuar.

¿Vas de fiesta?

Sí, pero no soy un fiestero empedernido. Últimamente voy a más fiestas que tienen que ver con la chamba. Soy más de irme a comer, al cine o al teatro. Por mi personalidad lo pare- ciera, pero no.
Pero cuando estabas en el turno de las 6:00 am no te desvelabas.
Era la muerte, porque me tenía que levantar a las cuatro de la mañana. Estuve diez años en ese horario.¿Cómo fue la primera vez que te levantaste tarde entre semana?
No sabes, hacerme un huevo estrellado con jamón y pan fue un milagro. El domingo me desvelé viendo la tele sin culpa.

En tu stand up comedy haces un chiste sobre Toño Esquinca. El hecho de que él transmitiera diario, ¿no hizo que tus jefes te sugirieran hacer lo mismo?

No, porque realmente mi competencia directa no era él, sino otras, por el tipo de música que poníamos. Como Universal Stereo. Digo, Mariano también transmite todos los días pero tampoco somos competencia.

Mucha gente está cambiando a la tv por Netflix, ¿Cómo enfrenta este fenómeno la radio?
Muy padre, porque nunca va a desaparecer. La tele está tambaleándose, efectivamente, pero la radio está fuerte. Porque en la radio lo importante es el contenido, no la forma. Es gratis y la tienes en cualquier momento. Pero hay que entrarle a internet. Tú puedes escuchar la programación de Mix también en línea.

¿Tú a quién escuchas cuando manejas?

A muchos. Me gusta Sofía Sánchez Navarro, Espacio Deportivo, Charo Fernández, y de la competencia, Sergio Zurita, Alejandro Cacho. También Exa, Los 40 Principales y Alfa, porque siempre hay que moniterear a la competencia para saber qué está haciendo.

¿Las redes sociales transformaron el anonimato de los locutores?
Platicando con Sofía Sánchez Navarro y con La Reclu (Ileana Rodríguez), a ellas no les gustan las cámaras. Eso le pasa a muchos locutores. Pero a mí sí, porque tengo una formación teatral. Siempre me ha gustado aparecer a cuadro.

Eres de los pocos que reconocen que sí les gusta Ricardo Arjona.
(Risas) Comenzó hace siete años en un noticiero que hacían (Alejandro) Cacho, (Iñaki) Manero y Areli Paz. Yo daba los deportes. Como todo mundo odia a Arjona, descubrí que me gustaba molestarlos poniendo canciones suyas. Pero es real, me gusta, porque además soy super-popero de toda la vida. Mis estaciones favoritas eran Digital 99 y 97.7. Cuando e invitaron a Mix estaba aterrado, porque yo tenía más discos de Kabah y ov7, que de Madonna y Metallica. Ya después de tres años, es otra cosa. Pero me gusta Arjona, es real.

¿Por qué está tan mal parado Arjona?
Porque no lo conocen bien, pero también la disquera siempre pone como sencillos sus peores canciones, como “El problema”.
También le vas al Necaxa.
Sí, apoyo a las minorías.

¿Cuál es tu relación con el bullying?
Nunca fui bulleado. En la escuela me hice amigo de los bullies, porque les caía bien y me defendían. Por lo mismo, cuando me bullean por Arjona y el Necaxa, me parece muy simpático.

¿Te ha sucedido en la vida que te digan que tu voz y tu rostro no van?
Para bien y para mal. Hay quienes dicen que pensaban que era gordito y pelón o quienes creían que era alto, güero y de ojos azules. La magia de la radio.

¿Ayuda saber hablar para conquistarlas?
Te mentiría si te dijera que me ha ido mal con las mujeres. Sé lo que tengo, porque no soy el galán que México esperaba. Por eso, cuando le llegas a una chava por el lado de la risa, se queda más contigo que con el alto, güero y de ojos azules.
¿Cómo se pone de buenas a alguien que viene de malas en el tránsito?
No soy gurú ni vengo a educar. Sólo quiero que cuando apaguen el coche, se vayan con una sonrisa. Por eso no miento madres a los políticos en el programa.

¿Qué se siente ser trending topic?
Al principio no medía el alcance. Cuando haces radio, el rating te llega un mes después. Pero cuando te ves en el #tt te das cuenta de que hay alguien del otro lado escuchando. Es padre ser trending topic, pero lo peor que puede pasar en los medios es creértela. Ahí empieza el derrumbe.

¿Cómo empezó el club de solteros?
Normalmente quien escucha la radio en la última hora del programa, de 11 a 12, lo hace por compañía. Por eso propusimos hacer un Tinder para la radio. Pero el chiste no es contar algo nuevo, lo cual es muy difícil, sino cómo lo cuentas. Para que no sea como El Panda Show (risas), que mejor sea un reality de solteros que hable con pretendientes que se la o lo quieren ligar.
¿Eres un Cupido radiofónico?
Lo bonito es que los solteros no se conocen físicamente. La idea es que se conozcan a través del oído. Al final les paso te- léfonos y ellos salen por su lado. Ayer me enteré de que una de las primeras parejas que armamos, ya vive junta. Y otra chava a la que no le gustó el que ganó pero me llamó para que le diera el teléfono del segundo lugar y con ese sí anda.
¿Quieres dejar la soltería?
No (risas). Siempre fui tajante: no estoy hecho para casarme y tener hijos, pero con esta relación que tengo, ella sí tiene ese deseo. No te puedo decir que me caso mañana, aunque ya no lo descarto. Tener unos chickencitos no estaría mal.